Bienvenido Baby: ¡somos todos unos negros de mierda!



Mariano Dubin le responde sin ambages a Baby Etchecopar, quien desde las cloacas comunicacionales desea la muerte de los “negros de mierda”. Una radiografía del hombre común, el verdugo que se niega a ser la mano ejecutora del poder, el vecino con fantasías de blanco europeo y miedo de indígena y negro. En La Tinta. Periodismo hasta mancharse.

No hay comentarios: